Terrance Ferguson, acusado de violación

Una mujer de Oklahoma City, cuyo nombre no trascendió, demandó a Terrance Ferguson, escolta del Thunder, y a su hermano por una violación que tuvo lugar en septiembre de 2018. La denuncia, presentada en el transcurso de septiembre en el Tribunal de Distrito del Condado de Oklahoma, reclama medio millón de dólares en concepto de daños, como consecuencia directa de la conducta ilícita del jugador.

Según el periodista Joe Mussatto, que dio a conocer la noticia en el medio The Oklahoman, los fiscales del condado de Oklahoma decidieron exonerar a Ferguson en abril por una acusación que, se presume, sería la misma que la presente (a la sazón, se inició una investigación, pero no se presentaron cargos penales). “No hubo evidencia para respaldar las acusaciones de la persona denunciante de que la conducta sexual no fue consensuada”, afirmó en aquella ocasión David Prate, fiscal del distrito.

La demandante contextualiza la situación en 2018, momento en que ella y Terrance Ferguson estaban en una relación consensuada. En el transcurso del vínculo, el jugador de 22 años la habría presionado para que participara de un trío junto a su hermano Brandon Willis, que vive en Dallas. La denunciante afirma que «rechazó inequívocamente todas y cada una de las solicitudes» del nativo de Tulsa, Oklahoma.

En septiembre de 2018 -mismo momento de la denuncia de la que Ferguson fue apartado-, el pick 21 del Draft de 2017 le volvió a pedir a su pareja que mantuvieran relaciones sexuales junto a su hermano. Ella, que se encontraba en la casa del jugador de 198cm y 86kg, se negó nuevamente. Más tarde, mientras mantenían relaciones sexuales consensuadas, Willis irrumpió en la habitación, asustando a la demandante y rompiendo cualquier tipo de consentimiento.

En ese momento, Ferguson le habría dicho que «se callara y se arrodillara», mientras la obligaba a practicarle sexo oral mientras su hermano la penetraba a la fuerza. Tanto Terrance Ferguson como Brandon Willis están implicados en la demanda por violación. Según detalla Joe Mussatto, Billy Bock, abogado de defensa criminal que anteriormente representó (y defendió públicamente) a Ferguson no respondió una llamada en busca de comentarios al respecto. Tampoco lo hizo su agente ante la solicitud de DailyMail.com.

La demanda añade que quien pasara por la Prime Prep Academy (Dallas, Texas) habría filmado la violación sin el consentimiento de la víctima. Acto seguido, habría enviado el video a terceros vía Snapchat. Este material fílmico podría ser clave en la investigación, que recibe la rotulación de «lesiones físicas, emocionales y psicológicas». TMZ añade que la denunciante sufrió un trauma emocional severo y dolor y sufrimiento prolongados. También agrega que demandó a Ferguson y Willis por agresión sexual y agresión, entre otras cosas.

Un vocero de la franquicia del estado de Oklahoma se expidió tras el trascendido: «Como comunicamos anteriormente, estábamos al tanto del asunto, hemos seguido todos los protocolos y seguimos respetando el proceso legal». Ferguson fue seleccionado por OKC en el Draft de 2017, tras una carrera previa que inclusó pasos por high school y la NBL (un año en Adelaide 36ers de Australia). Antes de ser profesional, fue campeón del mundo con el Tema USA sub 17 (Dubai 2014) y sub 19 (Grecia 2015).

En total, a lo largo de estas tres temporadas, disputó 191 partidos de temporada regular y 12 de playoffs. En regular season promedia 4.8 puntos y 1.7 rebotes en 20.7 minutos, número superiores a los que mostró en sus tres postemporadas. Como parte de una segunda opción de equipo ejercida en el marco de la escala del contrato de rookie, durante el curso venidero cobrará casi 4 millones de dólares. En 2021 será agente libre con restricciones; tiene una oferta cualificada de casi 5.7 millones para la campaña 2021/22.

*La foto principal es de Zach Beeker/NBAE via Getty Images. La nota se basa en el artículo de Joe Mussatto para The Oklahoman. Desde De Faja repudiamos y condenamos el accionar de Terrance Ferguson; esperamos se haga justicia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *