Los pibes de San Antonio en una montaña rusa de sensaciones

El foco de Gregg Popovich y de los San Antonio Spurs ya quedo claro con las declaraciones de los protagonistas en las últimas semanas. Los jóvenes ya empezaron a ganar minutos, experiencia, y empezaron a jugar en el subeibaja: alternancia de altos y bajos rendimientos en los primeros partidos en Orlando.

San Antonio Spurs 92-113 Milwaukee Bucks

Con expectativas no demasiado altas llegó el primer amistoso de San Antonio contra los Milwaukee Bucks, equipo que lidera la conferencia este. Con Becky Hammon en el banquillo como entrenadora principal, los titulares fueron Dejounte Murray, Derrick White, Lonnie Walker, Demar DeRozan y Jakob Poeltl; un quinteto inicial de poca estatura pero con mucha energía y activo, algo que quedó claro desde el primer minuto del partido.

A pesar de la falta de presencia interior y las situaciones en las que Poeltl terminaba defendiendo en la zona exterior, la defensa en zona del equipo funcionó bastante bien, complementada, y el primer cuarto culminó empatado en 20 puntos por lado.  

El quinteto titular fue el equipo que pareció mejor plantado tras la entrada y participación de los suplentes. Si bien no estuvo del todo fino en la pintura, Poeltl estuvo muy bien posicionado y participativo en los dos costados de la cancha (fue el único que terminó “positivo” en el más/menos), y su salida por Drew Eubanks fue lo más notorio. Eubanks estuvo muy tímido durante todo el partido, a la vez que lento, tanto en ataque como en defensa. La mejor versión del pivot de 23 años fue hacia el final cuando compartió cancha con quienes fueron sus compañeros en la G-League (Quinndary Weatherspoon, Keldon Johnson, Luka Samanic y Chemezie Metu).

En la segunda mitad no solo apareció marcada una falta solidez de Eubanks, sino la del funcionamiento del sistema en general, ofensivo y defensivo, principalmente de la segunda unidad. De todas maneras, si bien el quinteto inicial estuvo un poco mejor defensivamente, nadie encontró la forma de frenar ni a Giannis Antetokounmpo ni a Chris Middleton (entendible teniendo en cuenta que son jugadores All Star, pero igualmente remarcable).

Derrick White liderando la ofensiva frente a los Bucks.

Haciendo mas un punto por punto, Dejounte Murray realizó sus mejores aportes ofensivos cuando no era el encargado de organizar el ataque. Aquellos que se encargaron de hacerlo de la mejor manera fueron DeRozan en la primera mitad y Derrick White, quien estuvo bastante correcto y activo a lo largo de todo el partido.

Por su parte, Lonnie Walker comenzó muy erràtico y poco consistente, pero en el comienzo la segunda mitad levantó considerablemente y anotó bastantes canastas de forma consecutiva. Keldon Johnson también tuvo una mejor segunda mitad que la primera. El joven de 20 años estuvo siempre muy activo e involucrado con el juego, aunque en algunos casos demasiado involucrado, lo que llevó a que tomara algunas decisiones que no eran las correctas.

Chemezie Metu también tuvo minutos en cancha y los aprovechó bastante bien. El ala-pivot estuvo bien posicionado en ataque y fue la mejor defensa del equipo ante las penetraciones de Giannis. De la misma forma, Weatherspoon estuvo activo defensivamente y en la organización, aunque lo mas destacable fue su actitud para intentar a pesar de no ser del todo efectivo en sus acciones.

Por el lado de los más veteranos, Marco Belinelli comenzó bien y se fue diluyendo con el paso de los minutos, mientras que Rudy Gay estuvo participativo en ataque, aunque no pudo frenar los ataques de la estrella griega de los Bucks.

Luka Samanic estuvo en juego un par de minutos pero apenas tuvo peso, y Tyler Zeller apenas entro unos segundos en el segundo cuarto. El único jugador del equipo que no entró a jugar fue Patty Mills.

En parámetros generales, lo más rescatable de este primer partido fue que el quinteto titular fue el mejor establecido en la cancha, principalmente con el uso de la defensa en zona. De todas formas, es algo que aún necesita mejorías junto con el funcionamiento del equipo en general. La diferencia entre un equipo que aún busca esto, como San Antonio, y la de un equipo contender, como Milwaukee, es la reflejada en el marcador.

Declaraciones post-partido

Becky Hammon dijo que buscaron mejorar la defensa y ritmo planteando a Murray, White y Lonnie como titulares. Ademas destacó que nadie terminó herido, pero señaló que no jugaron bien y que deben mejorar defensivamente, para lo que continuarán probando distintas alineaciones de cara a la reanudación.

Por su parte, Lonnie Walker dijo que se sintió bien jugar contra un gran equipo de la NBA como son los Bucks. “Todo es un trabajo en progreso. Es cuestión de tiempo hasta dar con la tecla”, comentó el escolta. Además agregó que los Spurs quieren seguir enfocándose en la defensa ya que fue la razón por la que no eran un equipo de playoffs cuando se suspendió la temporada.

San Antonio Spurs 124 – 119 Brooklyn Nets

Después del primer encuentro con sensaciones mas agrias que dulces frente a los Bucks, los Spurs debieron enfrentar a los debilitados Brooklyn Nets sin Kyrie Irving, Kevin Durant ni Spencer Dinwiddie. Si bien es cierto que fue un partido más parejo, algo reflejado en el marcador, el desempeño del equipo no fue bueno ni mucho menos. De hecho, lo que pasó fue prácticamente inverso a lo ocurrido contra Milwaukee, ya que los mismos cinco jugadores se pararon al comienzo del partido fueron los que peor funcionaron como conjunto. De todas maneras, hubo algunos puntos en específico que fueron positivos.

Lo más destacado del partido fue Derrick White, quien terminó con 22 puntos, 4 asistencias, 2 tapas, 1 robo y buenos porcentajes de anotación a pesar de haber empezado con dos pérdidas en las primeras dos posesiones del partido. A lo largo del partido fue el que se mantuvo más activo en toda la cancha, sobre todo hacia el final la primera mitad que fue cuando más tiempo estuvo en cancha y mayor fue su confianza. De la misma forma, y al igual que en el primer partido, Jakob Poeltl también estuvo bastante bien posicionado en la cancha y cumplió con lo que necesitaba el equipo.

Keldon Johnson en una de sus múltiples penetraciones.

Sin embargo, el quinteto titular estuvo muy poco efectivo defensivamente, asi como la distribución y organización en ataque fue inferior en gran medida en comparación al partido contra los Milwaukee Bucks.

Demar DeRozan estuvo impreciso y perdido todo el partido, por lo que ni siquiera pudo aportar desde la creación de la ofensiva. Algo similar ocurrió con Dejounte Murray, quien apenas aportó al equipo con tres penetraciones aisladas efectivas.

Por su parte, Lonnie Walker sumó 14 puntos para el equipo y sumó un par de estadísticas más, pero defensivamente estuvo poco firme y perdido, razón por la cual terminó con el valor mas negativo cuando miramos el apartado más/menos de las estadísticas.

Esta disfuncionalidad del quinteto quedó evidenciada luego de los primeros nueve minutos del tercer cuarto, tiempo el cual disputaron íntegramente y el marcador pasó de estar igualado en 57 a 86-74 en favor del equipo de Brooklyn.

Ese fue sin dudas el punto más bajo del equipo en el partido, algo que medianamente mejoró con la entrada de los jugadores del banquillo en ese momento. Desde ese momento hasta el final del partido, ninguno de los cinco iniciales volvió a la cancha.

Ahora, ¿esto significó que los suplentes jugaron bien si la diferencia final fue de cinco puntos e incluso llegaron a ponerse en ventaja en el último cuarto? No. En cuanto al funcionamiento en ataque, fue exactamente el mismo que el del quinteto inicial con la diferencia que la defensa de Brooklyn frente a ellos fue prácticamente nula. Las jugadas predominantes (y que tuvieron éxito frente a la floja defensa) eran bloqueos para el que manejaba la pelota para que tomara un tiro de media distancia.

Por un lado, Keldon Johnson estuvo bastante perdido, errático, y quedó condicionado al llegar a la quinta falta antes de terminar el tercer cuarto (algo que resolvió bastante bien ya que pudo jugar la mitad del último cuarto). Después, Bryn Forbes estuvo preciso en el tiro a distancia y sumó 15 puntos, pero en las pentraciones y en la defensa no estuvo nada fino. Algo similar pasó con Marco Belinelli, quien anotó sus típicos tiros poco ortodoxos pero no aportó más que eso.

Luka Samanic y Chemezie Metu también tuvieron minutos en cancha, pero estuvieron muy poco activos en el juego. De hecho, no parecieron demasiado comprometidos con los (pocos) minutos que les tocó a pesar de que se decidió el resultado final con ellos en cancha.

Si bien la segunda unidad no fue una maravilla, alguien que sí se notó muy distinto al partido contra Milwaukee fue Drew Eubanks. El pivot se mostró con mucha mayor soltura, mejor posicionado y con mayor confianza para defender el aro principalmente, razón por la cual finalizó con 12 puntos, 14 rebotes y 4 tapas. Igualmente, hubo momentos en los que volvió a estar un poco tímido y en algunas ocasiones sigue teniendo movimientos muy lentos que necesita mejorar o compensar, aunque sin dudas fue una mejora de un partido al otro. Rudy Gay también estuvo más o menos parejo en el partido, cumpliendo, pero no destacando ni levantando el juego del equipo particularmente.

Fue un partido inferior en cuanto a la calidad de rival, pero principalmente en cuanto al funcionamiento del equipo como colectivo, que concluyó en una derrota de los Spurs por cinco puntos y con 24 pérdidas distribuidas entre diez de los doce jugadores que tuvieron acción en la cancha. Sin dudas fue el punto más bajo de la semana, lo que sorprendentemente no es (tan) malo, ya que por lo menos en el último partido amistoso se pudo ver una buena mejoría del equipo de cara al debut frente a Sacramento Kings.

Declaraciones post-partido

Mitch Johnson fue el entrenador a cargo durante el segundo amistoso y valorò la funcinoalidad del partido como experiencia para los jóvenes: “Lo mas importante son la experiencia y las repeticiones. Queres descifrar como se ve, lo que ellos son capaces de hacer cuando están juntos en la cancha”. Johnson está en su primera temporada como asistente de San Antonio luego de haber estado en las últimas tres campañas anteriores como asistente de los Austin Spurs.

San Antonio Spurs 118 – 111 vs Indiana Pacers

Finalmente llegó una corriente de aire fresco al calor que dejaba sin aire al equipo de San Antonio bajo el sol de Orlando. Si bien la clave estuvo en que Indiana bajó su rendimiento considerablemente en la segunda mitad, los Spurs mostraron más organización y coordinación que en los partidos anteriores. Esa mejoría ocurrió tanto a nivel individual como a nivel colectivo, sobre todo por la gran dinámica que manejaron los jugadores y el empleo del movimiento de pelota que caracteriza al equipo texano desde hace varios años.

Nuevamente comenzaron como titulares Dejounte Murray, Derrick White, Lonnie Walker, Demar DeRozan y Jakob Poeltl, quienes estuvieron bastante constantes y a nivel grupal funcionaron bien correspondiendo al sistema de pases y ataques. De hecho, en el primer cuarto, fue tras la entrada de los suplentes que bajó el nivel de intensidad de la defensa, lo que llevó al 25-32 parcial en favor de Indiana al concluir el primer cuarto.

Con el paso de los minutos, la segunda unidad se fue acomodando en la cancha y el rendimiento de todo el equipo tuvo buena constancia durante el segundo y tercer cuarto. Casi todos fueron moviendo la pelota, lo que creó las situaciones más efectivas, y razón por la cual fue el partido de los tres con mayor cantidad de asistencias (29) por parte de los Spurs. Esporádicamente, también surgieron otras incursiones basadas más en las individualidades, aunque fueron menos efectivas en general.

Por el lado de la defensa, estuvo mejor, pero en varias ocasiones los tiradores exteriores de los Pacers terminaban abiertos porque las ayudas y las rotaciones defensivas no llegaban a tiempo. Sin embargo, el equipo del este fue bajando su efectividad en estos tiros con el transcurso del partido y la diferencia en el marcador se fue abriendo para San Antonio hasta una ventaja de 14 puntos en el último cuarto.

Demar DeRozan atacando hacia el aro frente a Myles Turner en el último amistoso.

Los minutos finales los jugaron Quinndary Weatherspoon, Lonnie Walker, Keldon Johnson, Luka Samanic y Chemezie Metu. Si bien no era contra los jugadores más importantes de los Pacers, estuvieron metidos en defensa y mostraron mucha actitud. Walker pudo organizar el juego; Samanic y Metu tuvieron buena intensidad e ímpetu; Keldon Johnson estuvo agresivo, punzante, y finalizó con 21 puntos con apenas un tiro libre y un tiro de campo fallados.

Respecto al resto, en líneas generales estuvieron bien. Derrick White de a poco se va consolidando como el organizador del ataque (además de contribuir mucho en el aspecto defensivo), mientras que Dejounte Murray queda desplazado a un rol mas de finalizador de las jugadas, aunque no estuvo muy efectivo en este partido en particular.

En lo que respecta a los interiores, Drew Eubanks y Jakob Poeltl volvieron a dejar buenas impresiones con su posicionamiento y su voluntad de involucrarse, mientras que Rudy Gay demostró su capacidad anotadora al sumar 23 puntos con 58,3% en tiros de campo, 42,9% en triples y 6 de 6 en tiros libres. Como detalle, el veterano jugó como pivot por algunos minutos, algo que se esperaba que podía pasar para que tuvieran mas minutos los jóvenes exteriores de San Antonio.

El punto mas “negativo”, por llamarlo de algún modo, se podría apuntar a Demar DeRozan. Mas allá de que sumo 17 puntos y aportó rebotes, por su estilo de juego es el que menos integra y fomenta la circulación de la pelota que genera las situaciones mas efectivas. Además ya ni siquiera es una opción fiable que espere en el perímetro para tirar como podría ser Marco Belinelli o Bryn Forbes (aunque no fueron tan fiables esta temporada ni en este partido en el caso de Belinelli, algo que puede inclinar la balanza en la agencia libre cuando finalicen sus contratos). Bajo este planteo puede que DeRozan haya comenzado como ala-pivot en estos amistosos, pero aún así queda como una marca dentro del sistema.

En esta ocasión Bryn Forbes y Patty Mills no fueron participes del juego. Sobre el caso del australiano, Gregg Popovich dijo que tiene un “maquillaje de Manu Ginobili” porque su cuerpo le está doliendo desde la cabeza hasta sus pies, razón por la que decidieron que no juegue en ninguno de los amistosos.

Declaraciones post-partido

En esta ocasión, Rudy Gay agradeció que Popovich entienda que la injusticia racial no es algo de lo que te podes esconder. “Es un respiro de aire fresco tener un entrenador que lo entiende”, comentó. Además, también habló sobre Keldon Johnson. “Él juega fuerte, da todo de si”, destacó.

Varios fueron los que hicieron referencia al gran partido del joven elegido en la posición 29 del último Draft. “No creo que nos sorprenda. Ese es Keldon todo el día, es un chico realmente enérgico. Preferimos tener alguien a quien tener que poner riendas, es su mejor rasgo”, destacó Will Hardy, asistente de Popovich que cumplió la función de entrenador principal en este ultimo partido. Al igual que Becky Hammon, Hardy ya había dirigido al equipo en la Summer League y fue sondeado para el puesto de entrenador de los New York Knicks.

Hardy también habló del partido en general, haciendo hincapié en que hicieron un buen trabajo con sus compañeros asistentes como grupo y que estuvo feliz que los jugadores cumplieron con la idea de juego que habían planteado. “Estamos mucho más que listos para cuando salgamos. Los muchachos están mejorando cada día”, finalizó.

Becky Hammon dando indicaciones a Keldon Johnson, jakob Poeltl y Rudy Gay.

Este 31 de julio comienzan los últimos pasos de San Antonio en la temporada 2019/20 frente a los Sacramento Kings. Comenzando en el puesto 12º de la conferencia oeste, a cuatro partidos del ultimo que clasifica a playoffs, los minutos que quedan en Orlando pueden servir para marcar el camino que tienen que seguir los pimpollos de San Antonio, con la anaranjada bailando por toda la cancha y el cuchillo entre los dientes para defender.

*Imágenes de la NBA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *