La búsqueda por la gloria eterna

Nota escrita por @lcarro y @treynoso

Sonaba la chicharra y los Lakers eran campeones por decimo sexta vez. Kobe con lágrimas abrazado a Pau. Hoy puede ocurrir lo mismo pero con diferentes actores y escenario. Lebron y AD pueden ayudar a la franquicia angelina a empatar a Boston en títulos y dedicárselo a la Mamba que los está alumbrando desde el cielo. La serie está 3-1 a favor y el equipo tiene todo lo necesario para que un 9 de octubre de 2020, levantar el Larry O´Brien.

Antes de repasar lo que fue el último anillo de la franquicia, ¿Cómo llega Lakers al partido de hoy?
De muy buena manera ya que está 3 a 1 en la serie y solo una victoria basta para levantar el décimo séptimo. Los jugadores están en el mejor momento y pudieron superar aquella derrota que ya parece lejana, la del game 3.

Lebron James, en caso de ganar su cuarto título, se merece el FMVP ya que está junto a AD llevando al equipo para adelante. Es discutible, cualquiera de los dos se lo puede quedar si los Lakers ganan. Para hacer un mini resumen, el hombre de Akron está promediando las siguientes estadísticas en esta serie: 28 puntos, 11 rebotes y 8.5 asistencias. Una bestialidad.

https://www.instagram.com/p/CGBzyeBJWgh/?igshid=19ycckr104838
El Rey siendo el Rey

Mientras que la ceja está ahí casi con los mismos números. Promedia dos puntos y dos rebotes menos que el rey pero se está comiendo la pintura de Miami en cada partido. Es imparable. Adebayo no pudo encontrar la forma de pararlo como hizo contra Giannis. Cuando no apareció AD, Lakers sufrió. Y se vio reflejado en la derrota del game 3. Lebron solo no puede hacerlo y con solo 15 puntos de la ceja, Miami aprovechó y se lo llevó.

Pero se redimió en el game 4, clave para que no haya empate y no se generen dudas, con 22 puntos y 9 rebotes. Pero también influyeron y mucho los factores X en esta serie. Y son tres: KCP, Kuz y Markieff Morris. Sin el primero cada remontada de Lakers en cada partido no hubiese sido posible ya que con sus triples somete y mucho al Heat. 

Está teniendo pésimos porcentajes en el tiro pero llegan en el momento que el equipo los pide. En el game 1 para remontar la desventaja inicial y en el último juego para ponerse al frente en el clutch. Kuzma viene aportando también en ofensiva como no lo hizo contra Rockets o Nuggets. Y además le sumó la faceta defensiva perfecta. Está marcando muy bien a Butler, Herro, Robinson cuando le toca el match-up.

Y no olvidarnos de Markieff Morris. Alguien que venía de Detroit como un jugador más conocido por su carácter que por otra cosa. Nos cerró la boca en esta burbuja. Completamente importante en ofensiva y defensiva a tal punto de dejar a McGee y a Howard en el banco. Promedia 11 puntos en estas Finales y un más que aceptable 42% desde la línea de tres.

En el game 1, Lakers dominó a Heat a partir del segundo timeout de Vogel en el primer cuarto cuando los angeinos perdían por 10. A eso se le sumaron las lesiones de Adebayo y Dragic que permitieron cerrar el patido tranquilamente con lebron y AD como figuras. 

El Game 2 tuvo en el Heat las dos bajas. El esloveno y el candidato al MIP. Lakers lo sufrió pero no pasó sobresaltos ante un Miami muy errático y que no pudo. Porque se vio que los de Florida necesitaban a alguien más porque los Lakers eran muy superiores y con poco porque no jugaron bien.

Pero en 3, cuando todo parecía que Lakers iba a barrer, que Miami no iba a tener a Adebayo y Dragic por el resto de la serie, apareció Jimmy Butler e hizo una de las mejores actuaciones históricas en las Finales de la NBA, incluyendo un triple doble. Lakers no pudo ya que ese jugar mal del Game 2 no le alcanzó. Jimmy y una sorprendente actuación de Olynyk provocaron que el Heat se lleve el partido y evitar la barrida.

En el 4, cuando volvía Adebayo de la lesión, Miami sorprendentemente no pudo. Es obvio, esos partidos de Butler suceden una vez en miles de ocasiones, pero el equipo estuvo errático y Lakers con un Lebron que se despertó a tiempo al igual que AD, logró una victoria clave para ponerse a una del diecisiete. 

Estos playoffs tienen un factor especial. Se nota en los chicos que lo están haciendo por él. Que tristemente se fue pero que está desde arriba viendo cómo Lebron le hace un alley-oop a AD. Y si a Lakers se le da hoy, va a ser muy emotivo. Sacando que es el décimo séptimo anillo. Porque Kobe es más importante que un simple número. Es el ídolo y el anillo va a ser dedicado a él si se da. 

Foto sacada de la página oficial de Yahoo Sports

Y qué mejor que recordar sus últimas Finales, ganándole al clásico de toda la vida, en siete juegos, y en el Staples colmado a más no poder. Como en su despedida del deporte y de la franquicia que lo vieron brillar. Que mejor que recordar estos lindos momentos que nos dejó Kobe Bean Bryant. 

El 29 de mayo de 2010 se clasificó, de la Conferencia Oeste, el equipo de Los Ángeles Lakers a las finales de la NBA. Luego de una gran victoria de 103-111 en el sexto encuentro de la serie a los Suns de Phoenix. Por el lado de la Conferencia Este se clasificó Boston Celtics y a partir del 3 de junio comenzarían las finales.

En aquel entonces, el conjunto angelino conseguía llegar a las finales por tercer año consecutivo y podía defender su título vigente de campeón. Era la duodécima vez que se enfrentaban estos conjuntos en la final de la NBA, (la final más repetida de la liga).

En el primer partido Lakers logró llevarse la victoria finalizando con el marcador en 102-89 y Kobe Bryant tuvo una gran actuación con 30 puntos, 7 rebotes y 6 asistencias. Por supuesto con un Pau Gasol siempre acompañándolo: 23 puntos, 14 rebotes y 3 asistencias. Por el lado de Boston, el mayor anotador fue Paul Pierce con 24 puntos, además sumó a 9 rebotes y 4 asistencias.

El partido inaugural de estas finales decantó entonces en la primera ventaja para Los Ángeles Lakers, Boston no encontró la forma de poder defender al conjunto del gran Kobe Bryant. Solo estuvo por delante en el marcador con el 0-2 inicial de Rajon Rondo. A partir de ahí, siempre estuvieron abajo de unos Lakers muy sólidos en defensa, con transiciones rápidas y un movimiento de balón muy inteligente.

En el game 2, el equipo de Boston logró igualar la serie en 1-1.

En este partido, Mamba no pudo ser el más destacado ya que fue sometido a una gran defensa que lo obligaba a tomar decisiones no muy acertadas y realizar acciones complicadas. Además, cuando restaban un poco más de 8 segundos, los jueces le pitaron la quinta falta y tuvo que irse al banco de inmediato. Luego de dos minutos y medio de descanso, Kobe regresó a la cancha para intentar cerrar el partido. Volvió a la pista y su primera acción fue de mérito: consiguió un 2+1 que puso a Lakers por delante 88-85 (5:58 para el final). Boston Celtics pidió tiempo y en aquel momento se le vino la noche al conjunto angelino.

Sin aprovechar el juego interior de Gasol y dejando tirar a jugadores que no habían tenido un buen partido, el conjunto lagunero terminó de hundirse. Boston hizo mucho daño en el rebote ofensivo, y Rondo logró liquidar el partido con 10 puntos, 2 robos de balón cruciales y un inteligente tapón a Fisher, en los últimos 6 minutos del encuentro.

Ray Allen se llevó el nombramiento de «Player of the Game» por su actuación estelar y Rondo consiguió un triple-doble de 19 puntos, 12 rebotes y 10 asistencias. El resto de Boston jugó con mucha consistencia e hizo un gran trabajo defensivo. Por el lado de Lakers, la mejor actuación se la llevó Andrew Bynum con 21 puntos y 6 rebotes y 7 tapones. Lo acompañó Paul Gasol con 25 puntos, 8 rebotes y 3 asistencias.

En el tercer encuentro, el conjunto angelino volvió a tomar ventaja y logró llevarse la segunda victoria de la serie.
Kobe Bryant pudo volver a hacer su juego y fue el máximo anotador por segunda vez en aquellas finales, sus números en la planilla fueron los siguientes: 29 puntos, 7 rebotes y 4 asistencias.
Sin embargo, el líder del equipo no tuvo una buena efectividad en sus tiros de campo (10/29).

Derek Fisher ofreció un partido completo, al defender a Allen y al ser protagonista en los momentos difíciles de su equipo: 16 puntos. Pau Gasol aportó un buen doble-doble (13 + 10), pero estuvo oscurecido por Garnett y Lamar Odom tuvo una mayor aportación, 12 puntos. La incógnita era Andrew Bynum, que desde su retirada por una molestia en la rodilla, su equipo empezó a tener problemas en el rebote y a recibir muchos puntos en la pintura.

El mejor jugador local, sin duda, fue Kevin Garnett con 25 puntos, que en este partido sí fue superior a Gasol. Con muchas probabilidades, si su buena actuación hubiese sido acompañada con algo más de acierto de los exteriores, la victoria hubiese caído del lado local. También tuvo una buena aportación Glen Davis que hizo mucho daño bajo el aro, con 12 puntos en 23 minutos.

Foto sacada de oklahoman.com

El game 4 era crucial para Boston, si perdían otro partido en su casa, ya a poco podrían optar en la lucha por el título. Para Lakers, era un encuentro que se podían tomar con la tranquilidad de haber recuperado el factor-cancha, sin embargo, había una preocupación mayor para su dinámica: el estado de la rodilla derecha de Andrew Bynum.

A pesar de ser el mayor anotador del encuentro con 33 puntos, Kobe Bryant no pudo conseguir la victoria para su equipo que terminó abajo con un marcador de 96-89. El único que lo acompañó a Bryant fue Gasol con 21 puntos y 6 rebotes.

Un 2+1 de Ron Artest y dos libres de Kobe acercaron en los últimos 4 minutos de juego a los Lakers, pero en aquel momento apareció Paul Pierce con su veteranía y con algunas buenas acciones liquidó el partido a su favor. Después de su magnífico primer cuarto (10 puntos), su menor segundo (2 tantos) y el inédito tercero, conseguiría 7 puntos en los últimos 3 minutos, incluido un 2+1 por personal de Bryant, que le quitaba definitivamente las opciones de victoria a Los Ángeles. De esta manera Celtics volvió a respirar, llevándose el cuarto encuentro.

Con una serie empatada en 2-2 y un Boston muy luchador, el game 5 terminó en victoria para estos últimos. Una vez más, Paul Pierce tuvo una excelente actuación con 27 puntos, y quien le siguió de su equipo fue Rajon Rondo con 18 puntos, 5 rebotes y 8 asistencias. A los Lakers no les alcanzó con la magnífica noche de Kobe Bryant, quien sumó 38 puntos, para llevarse la victoria del quinto encuentro.

Fue un partido en el que Boston demostró ser superior, de hecho mucho más de lo que proclamaba el marcador. El acierto ofensivo de Lakers fue escaso durante todo el encuentro gracias a la intensa defensa local y Paul Pierce fue nombrado «Mejor Jugador del Partido» gracias a sus 27 puntos.

El sexto partido podía definir el título a favor de Boston o forzar un séptimo juego decisivo, sin embargo sucedió lo último.

Una vez más, el dúo Bryant-Gasol se hizo fuerte y juntos demostraron que iban a hacer todo lo posible para conseguir el anillo. Kobe Bryant fue el máximo anotador de la noche con 26 puntos, además agarró 11 rebotes y repartió 3 asistencias. Gasol finalizó el encuentro con 17 puntos, 13 rebotes y como si fuera poco repartió 9 asistencias.

Por el lado de los Celtics, ningún jugador tuvo una gran noche ni destacó sobre el resto. El máximo anotador fue Ray Allen con 19 puntos, y detrás de él se colocó Pierce con tan solo 13 unidades. De esta manera Lakers destruyó al rival, con una diferencia de más de 20 puntos (89-67) y forzó así el juego número 7.

Finalmente el Game 7 se lo llevó el gran conjunto de Los Ángeles Lakers con un partido infartante y obviamente para el recuerdo. Los minutos finales fueron tremendos, con Lakers adelantándose en el marcador por primera vez restando 5 minutos de juego. Puntos importantísimos de Gasol y rebotes sin parar del mismo junto a Kobe Bryant. Intercambio de triples entre Rasheed, Artest y Rondo y dos tiros libres claves convertidos por Vujačić quien definió el partido habiendo jugado solo  04:41 minutos aquella noche.

Los libres que sentenciaron el partido

El jugador venía de un año muy duro tras varias lesiones, incluyendo una de tobillo que lo mantuvo afuera hacía el final de la temporada. Tras esos dos libres el marcador quedo en 83-79 y así finalizó. 

Por parte de los Lakers destacaron Kobe Bryant (23 puntos, 15 rebotes), Pau Gasol (19 puntos, 18 rebotes, 4 asistencias, 2 tapones) y Ron Artest (20 puntos, 5 robos). En Boston nos quedamos con Paul Pierce (18 puntos, 10 rebotes), Kevin Garnett (17 puntos, 4 tapones) y Rajon Rondo (14 puntos, 8 rebotes y 10 asistencias).

El MVP de las finales fue para Kobe tras promediar más de 28 puntos y 8 rebotes en las Finales. Muchos reclamaron que le dieran el MVP a Gasol o al menos lo comparta con Kobe, especialmente porque fue el mejor de su equipo en el último cuarto, pero los votos resultaron a favor de Kobe (siete contra dos para Paul) y finalmente se lo llevó la gran Mamba.

Aquella noche fue la última en la que el equipo de Los Ángeles Lakers consiguió un anillo y también la última vez que Kobe Bryant consiguió un MVP de las finales. Hoy, diez años después, su amigo LeBron James busca darle al conjunto angelino su anillo número 17 y cumplir así la promesa de dejar en lo más alto al equipo con el cual Kobe jugó durante 20 temporadas.

¿Logrará la dupla LeBron-Davis conseguir lo mismo que Gasol y Kobe? ¿Volverá a repetirse la discusión acerca del MVP? Tanto el niño de Akron como el gran Anthony Davis disputaron una excelente temporada y unos playoffs de un nivel altísimo, y si bien lo justo sería un MVP compartido hay uno solo que podrá llevárselo. 

Foto sacada de people.com

Sin embargo, también fueron responsables los demás jugadores y todo el staff técnico que están contribuyendo un excelente trabajo para que Lakers se lleve el tan ansiado diecisiete. Los jugadores que ingresaron desde la banca demostraron siempre estar a la altura de las circunstancias y mentalizados para realizar el rol que les tocaba en cada partido. Y los líderes como James y Davis les brindaron a estos la confianza suficiente en cada encuentro para que las cosas salgan de la mejor manera.

Cerrar la temporada con el título es lo que el conjunto merece y lo que LeBron quisiera lograr para honrar a su amigo Kobe Bryant.

For Kobe.

*La imagen destacada es de es.nba.com*

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *