Dos extraordinarias adquisiciones y una lesión

Nikola Vucevic y Victor Oladipo (quienes casualmente compartieron equipo en Orlando Magic) fueron dos de los grandes traspasos del cierre de mercado de 2021. Por un lado, la salida de Orlando Magic de Vucevic fue sorprendente y por otro lado, el desembarco de Oladipo en Miami Heat estaba llamado a ser la pieza que ayudase a cambiar la dinámica irregular del plantel liderado por Spoelstra.

Para comenzar, un repaso estadístico. Vucevic baja sus promedios en puntos (de 24,5 a 20,8), rebotes (de 11,8 a 9,8), tiros (de 20,6 a 15,6) y minutos (de 34,1 a 30,8). Esto se debe, lógicamente, al poblado juego interior de los Bulls, que cuenta con el propio Vooch, Theis, Markkanen y Thaddeus Young. Los tiros responden a contar con LaVine junto a el. Nikola no jugaba hace mucho tiempo con un jugador de ese nivel a su lado.

Sin embargo, es muy positivo el acierto del pivote. De mantener su 52,6% en tiros de campo en los primeros 5 partidos, esta sería la mejor cifra de toda su carrera. Con Orlando tenía grandes dificultades para superar el 50%, ya que la ofensiva dependía en exceso de su volumen.

Vucevic tira y anota menos, pero lo hace mejor. Y eso que tuvo un mal inicio desde la línea de tres: acumula un 6 de 21 con los Bulls (28,6%), mientras con el Magic estaba en 117 de 288 (40,6%) en la temporada.

De sus últimos cuatro partidos, Nikola consiguió doble-doble en tres de ellos:

-4/4 vs Nets: 22 puntos, 13 rebotes y 2 asistencias, (victoria de Bulls).

-6/4 vs Pacers: 32 puntos, 17 rebotes y 5 asistencias, (victoria de Bulls).

-9/4 vs Hawks: 25 puntos, 10 rebotes y 2 asistencias, (victoria de Hawks).

La adquisición de Chicago está siendo, notablemente, más que positiva y además, es probable que el dúo LaVine y Vucevic termine convirtiéndose en uno de los mejores del Este.

Doble-doble en el partido de ayer vs Hawks.

Por su parte, Oladipo tuvo otros destinos previos, y no muy buenas experiencias antes de arribar en Miami. Los problemas derivados de la rehabilitación de la lesión sufrida en 2019 en la pierna derecha hicieron que no superase el 42% de acierto en tiros de campo con los Pacers, siendo traspasado en el mes de enero a Houston Rockets donde el contexto del proyecto no ayudó su continuidad en cancha. Tras no superar el 23% en sus lanzamientos en los dos primeros encuentros en su nuevo destino, Oladipo parecía ir encaminado hacia el mismo destino.

Sin embargo, su incorporación a los Heat estaba llamada a ser fundamental en un cierre de temporada clave para los de Spoelstra, que deberían conseguir buenos resultados en la gira de 4 partidos en el Oeste que les espera próximamente.

¿“Estaba“?, ¿Por qué en pasado?

Porque en su ultimo partido, el cual fue contra Los Angeles Lakers, Oladipo luego de entrar a la cancha y realizar una gran actuación, se fue con una lesión en la rodilla que lo dejara fuera de dicha gira.

La actualización de los Miami Heat, mediante su cuenta de Twitter, ha sido que el escolta no seguirá con el equipo en su gira por el Oeste y será evaluado de nuevo para conocer el alcance de los problemas físicos.

Antes de esta lesión, Oladipo había tenido un buen juego ante los Grizzlies, donde pese a la derrota ofreció un mejor papel del que venia mostrando, consiguió 16 puntos y 6 rebotes, dejando claro que su adaptación estaba mejorando. Así, el enfrentamiento contra Lakers era una gran oportunidad para demostrar que seguiría por aquel camino.

El jugador del Heat se mostró en plena forma, tanto física como mental, reaccionando ante la dura defensa de los Lakers de manera perfecta. Se aprovechó de la creación de juego de Bam Adebayo para nutrirse de puntos, y además dejo mejores sensaciones en su toma de decisiones. Todo eso hizo posible que pudiese ir a la línea de tiros libres

Por otro lado, destacó en su efectividad desde el lanzamiento, convirtiendo 2/ 3 desde el triple potenciado por su búsqueda de espacios sin balón.

De este modo, el ex Rocket terminó como uno de los más destacados en el triunfo por 110-104 sobre el equipo angelino, finalizando con 18 puntos, 4 rebotes y 3 asistencias en tan solo 25 minutos de juego para un 62,5% en tiros de campo.

Se podría decir entonces que una vez que el jugador empezó a adaptarse al equipo y a destacar en sus minutos de juego, le cayó encima otra lesión a su carrera. Por lo tanto, solo resta esperar los resultados médicos y una, ojalá, pronta recuperación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *