Buscando al tercer mosquetero

El pick número 9 para los Washington Wizards en el Draft 2020 puede ser el punto de partida para asentarse como un equipo que puede llegar a playoffs. El regreso de John Wall luego de su lesión y el rendimiento de ensueño de Bradley Beal en la temporada pasada (30.5 puntos y 6.1 asistencias por juego) son las bases de un plantel competitivo. A esto se le suma el gran nivel demostrado por Rui Hachimura en su primer año en la NBA.

Pero no todo es color de rosa para el conjunto de la capital. El funcionamiento colectivo es una cuestión a corregir, particularmente en la defensa: fue el segundo equipo que más puntos permitió y el tercero que menos rebotes registró de toda la liga. Los Wizards buscan entonces en su elección a un jugador que pueda paliar estos desperfectos. Los ojos no están puestos en el largo plazo: necesitan a alguien que genere un impacto inmediato para ser competitivos lo antes posible.

Okongwu, el principal apuntado

Onyeka Okongwu es uno de los big man más codiciados del Draft. Con sus 2,05 metros de altura y 111 kilogramos, el joven ala-pívot de 19 años con doble nacionalidad (estadounidense y nigeriana) se perfila como un perfecto candidato para los de Washington. Su rapidez y su porte le permiten defender con mucha soltura, protegiendo el aro y agarrando rebotes. Domina desde lo físico y tiene un timing sobresaliente para alguien de su edad. Su estilo de juego fue comparado en varias ocasiones con el de Bam Adebayo, quien atraviesa un gran presente en Miami Heat.

Gary Coronado / Los Angeles Times

Sus mayores debilidades se encuentran a la hora de tirar, particularmente desde la línea de triples. No suele tomar tiros seguido y finaliza generalmente las jugadas cerca del aro. Al ser un jugador joven, nadie duda de que estos aspectos pueden mejorarse y pulirse con el correr del tiempo. Sus números han demostrado de sobra que puede ser un gran aporte para cualquier equipo, y Wizards no sería la excepción.

Okoro, segundo plato

Isaac Okoro es otro de los candidatos a incorporarse al equipo de Wall, Beal y compañía. Un alero con mucha presencia, capaz de cubrir varias posiciones y con grandes condiciones físicas. El impacto defensivo que puede generar sería muy valioso, además de ser otra interesante variable en el ataque. El alero de 19 años proveniente de Auburn es otra de las alternativas posibles para la elección en la novena posición del Draft.

Las dudas sobre su rendimiento llegan a la hora de analizar sus porcentajes de tiro. En triples registró un 28.6% de efectividad, mientras que sumó también un preocupante 67.2% desde la línea de tiros libres. Por otra parte, el dribble no es la habilidad en la que más se destaca. Aún así, es un jugador que puede marcar la diferencia: varios equipos tendrán su nombre anotado en sus libretas en la noche del 18.

Vassell, el tapado

Devin Vassell sería una interesante elección para los capitalinos. Nacido en Georgia, demostró amplias aptitudes para ser un excelente defensor de perímetro y un gran tirador desde larga distancia. A pesar de medir 1,98, tiene un largo de brazos envidiable que le permite tomar tiros bastante por encima de sus marcadores. Es enérgico y dedicado en ambos extremos de la cancha.

AP Photo/Gerry Broome

Aún así, sus falencias también se hacen notar a la hora de verlo jugar. No es un jugador creativo cuando tiene la pelota en sus manos y le cuesta generar tiros por cuenta propia. Por sobre todas las cosas, un factor que puede ser determinante es su tamaño: pesa apenas 88 kilogramos, muy por debajo de la media de un jugador NBA. Aún así, es una buena elección para acompañar el backcourt de los Wizards en la próxima temporada.

Aún no hay nada escrito

Si bien éstos son los posibles candidatos a integrarse al roaster de Washington Wizards, nada está seguro al 100%. Este Draft tiene la particularidad de que ningún puesto está ya confirmado para ningún jugador, por lo que se pueden esperar sorpresas. Nombres como James Wiseman, Obi Toppin o incluso LaMelo Ball (quien se espera que sea elegido entre los tres primeros) pueden subir o bajar posiciones en la elección. Va a ser una noche entretenida, en la que todo puede esperarse. Aún no hay nada escrito.

Manuel Giles

Fundamentalista de Lou Williams.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *